Cómo construir una guirnalda de luces en casa

Si te gusta hacer cosas por tu cuenta, el tema de la iluminación puede ser un gran mundo. De hecho, los más manitas se animan a construir sus propias lámparas y, con nuestra ayuda, también puedes hacerlo tú.

¿Te gustaría aprender a construir tu propia guirnalda de luces? Toma nota, porque te explicamos cómo hacerlo.

Guirnalda de luces, una iluminación poco utilizada

Seguro que has visto varias luces unidas en muchos lugares, principalmente en exteriores. Quizá te han gustado y has comprado alguna para tu hogar, pero también puede darse el caso de que quieras hacerla tú mismo (algo que puedes hacer).

Antes de hablarte de los materiales que necesitas para construir una guirnalda vamos a hablarte de este tipo de lámpara.

La guirnalda de luz se caracteriza por tener un hilo electrónico en el que se insertan portalámparas y bombillas con una funcionalidad máxima porque se puede colocar el cualquier sitio al ser un cable bastante flexible.

La luz que obtienes suele ser suave y general, lo cual sirve para cualquier lugar y ocasión, no necesariamente tiene que encasillarse en un evento, de hecho podríamos utilizar la guirnalda como iluminación habitual porque se pueden usar todo el año y además hoy día disponemos de cables decorativos textiles que permiten combinarlo mejor con la decoración de la estancia.

Materiales necesarios para una guirnalda tú mismo en casa

Lo primero que necesitas a la hora de construir una guirnalda de luces es conocer los diferentes materiales que formarán parte y que, sin ellos, no podrás hacerla.

No te asustes ni pienses que es difícil, al contrario. Además, te dará más libertad porque la personalizarás y la harás tan grande o tan pequeña como te haga falta.

Así, los elementos imprescindibles son:

Cable plano de guirnalda

Es un cable que puedes encontrar por metros. Para ello, debes conocer la distancia que hay en el lugar donde quieras colocarlo y añadirle, al menos, un 20% más para que no se tense.

También puedes optar por los cables decorativos textiles que son otra opción para decorar y que pueden venir bien para darle color u originalidad a las guirnaldas de luces.

Casquillos automáticos de guirnalda

Son casquillos ya preparados para guirnaldas. Lo único que necesitas en presionar la rosca de la parte de arriba del casquillo con el cable para que la conexión se haga. No tiene más misterio por lo que es muy fácil de instalar y no te costará nada.

Goma estanca

Para aquellas guirnaldas de luces que van al exterior, se suele recomendar la goma estanca, una junta que protege el casquillo (y la conexión con el cable) frente a las humedades y a la lluvia. Si solo la vas a usar en interior no te haría tanta falta salvo que sea una casa con humedad o quieras colocarlo en el baño.

Clavija de enchufe de conexión

Este aparatito es el que se conecta a la corriente de la casa. Es un elemento imprescindible y especial para los cables de guirnalda.

Gancho final de seguridad

Al igual que un extremo del cable se cierra con lo necesario para conectar a la luz, el otro extremo se hace con el gancho final que cierra la guirnalda y además tiene un gancho especial.

Bombillas

Finalmente, tenemos las bombillas, que pueden ser cualquiera que no pase de los 60W de potencia (salvo en el caso de los leds donde no hay limitación). Las mejores son las bombillas Led porque también te permiten usar de varios colores y crear guirnaldas de luces diferentes.

Cómo construir una guirnalda de luces

Si bien ya te lo hemos ido comentando conforme citábamos los materiales que te hacían falta, vamos a darte, paso a paso, lo que tienes que hacer.

Paso 1: todos los materiales preparados

Dispón todos los materiales que necesitas para tenerlos a mano. De esa forma, no tendrás que buscas a un lado y otro para construirla.

Paso 2: monta el cable y los casquillos

El primer paso es disponer el cable y colocar los diferentes casquillos que quieras poner. No hay un límite pero sí conviene que pongas una separación entre un casquillo y otro.

Asegúrate también de no poner demasiados. Lo normal es que haya una separación de dos dedos al menos entre casquillos, aunque puede ser más.

Paso 3: Coloca la goma estanca

Una vez hecho, siempre que la guirnalda de luces vaya a ir al exterior, o a zonas húmedas, podrás colocarle la goma estanca.

Paso 4: Conexiones

Ahora, solo queda terminar con los extremos del cable. En uno, la conexión para ponerla en la casa; en otro, el gancho de seguridad.

Paso 5: Coloca las bombillas

Ya solo te queda poner las bombillas en cada casquillo.

Paso 6: Instala en su lugar

El último paso que debes hacer es instalar la guirnalda en el lugar destinado a ella para encenderla y ver el resultado de lo que has hecho con tus propias manos.

Aunque no lo creas, hacer algo así con tus manos te dará mucha satisfacción y hará que veas que hasta cosas que se ven difíciles pueden hacerse siguiendo unos pasos. ¿Te animarías a hacer otro proyecto de iluminación?

Ideas rápidas para decorar con guirnaldas de luces

Si todavía no se te ha ocurrido nada para usar guirnaldas de luces, aquí te damos algunas ideas rápidas para que veas que tienen mucho uso.

1. Decorar en la pared de la cama

A modo de luz suave y general en esa zona. Puedes colocarla al lado del cabecero de la cama o en la parte superior, pegada al techo.

2. Decorar el pasillo

Dando puntos de luz a los cuadros o a otro tipo de decoración. Otra opción es iluminando esa zona que suele estar a oscuras de una manera más original.

3. Decora el techo del balcón

¿Te imaginas tener un balcón iluminado? Pues ahora puedes tenerlo con unas guirnaldas de luces.

Ahora te toca a ti hacer una guirnalda. ¿O te animarías con otros proyectos?

Fotografías fuente:
Foto 1
Foto 2
Foto 3