Tips útiles para elegir un buen colchón para niños

colchón para niños
Fuente: Zara Home

Desde el momento en que tu hijo hizo su aparición estelar en tu vida hasta el día de hoy, solo quieres lo mejor para él. Y eso abarca a todas las facetas y hábitos imaginables, incluido el mejor descanso nocturno. Hoy te damos algunos consejos muy prácticos para que puedas elegir el mejor colchón para niños.

colchón para niños
Fuente: Zara Home

El próximo 13 de marzo es el Día Mundial del Sueño y para celebrarlo, nada como hacerlo con un descanso reparador. Entre todas las cosas que se necesitan para poder dormir a pierna suelta, el colchón ocupa un lugar preeminente. Y si esto es así para los adultos, lo mismo sucede con los más pequeños de la casa. Descubre cómo dar con el mejor colchón para niños y toda la familia descansará de maravilla.

Pero, ¿sirven los mismos criterios que aplicamos para elegir nuestro colchón cuando se trata del de nuestros hijos? ¿En qué cosas hemos de fijarnos para acertar con la compra? Sigue leyendo y encuentra la respuesta a estas preguntas.

Cómo ha de ser un buen colchón para niños

colchón para niños
Fuente: Maisons du Monde

Los niños necesitan dormir. Es una prioridad absoluta para ellos, tanta es la energía que consumen cada día. Además, están en pleno proceso de crecimiento y han de descansar un número suficiente de horas. Por poner un ejemplo, lo ideal para un niño o niña de 3 a 5 años es dormir de 11 a 13 horas diarias. Por eso necesitan un buen colchón que les ayude a hacerlo en las mejores condiciones posibles.

Lo primero que es importante decir en lo que a este tema se refiere, es que conviene comprar un colchón nuevo para nuestros hijos, tanto para la cuna al principio como para la cama después. En especial para la cama, cuando ya duerman en su habitación.

Fuente: Ikea

Cuando tenemos un bebé, el que más y el que menos reutiliza cosas de los hermanos mayores, desde la ropa hasta los muebles y accesorios. Y eso está muy bien. Aprovechamos los recursos, huimos del consumismo excesivo y ahorramos un buen dinero. Sin embargo, en el caso del colchón me parece importante que cada niño estrene el suyo. Con el uso los colchones pierden firmeza, por lo que es mejor comprarlo nuevo a la medida de las necesidades del niño.

Hasta los 10 años

Fuente: Zara Home

Una vez el bebé ha abandonado su cuna y comienza a dormir en su camita, necesitará un colchón de calidad, con las prestaciones adecuadas para él. Debe ser cómodo pero con la suficiente firmeza para proteger la espalda en crecimiento de tu hijo.

Este colchón ha de durar aproximadamente hasta que cumpla los 10 años. Más o menos en esa fecha tendrás que cambiarlo por uno nuevo. Y seguramente lo hagas cuando cambies los muebles de su cuarto infantil por otros más apropiados para jóvenes.

¿De qué material lo elijo?

Fuente: Ikea

Cuando tenemos que elegir un colchón para niños, igual que si lo hiciésemos para nosotros mismos, tenemos a nuestro alcance diferentes materiales entre los que seleccionar el que nos parece mejor. Y en esto las preferencias personales cuentan… y mucho. Vamos a dar algunas pautas sobre cada uno de los materiales más comunes en colchones.

  • De muelles. Son muy firmes y confortables y, además, poseen una característica que les hace muy adecuados, en mi opinión: son muy transpirables. Eso para los niños es importante. En especial para aquellos que tienen problemas de alergias. Compra un colchón fabricado con materiales hipoalergénicos que, además, lleve un tratamiento antiácaros.
  • De espuma viscoelástica. Son la segunda opción a tener en cuenta. Los colchones de viscoelástica son sólidos y resistentes. Además, ofrecen gran comodidad, aunque será necesario elegirlo con el suficiente grado de firmeza. También has de fijarte en que la densidad de la espuma no sea demasiado elevada, porque entonces no transpirará y eso no es en absoluto conveniente.
Fuente: Maisons du Monde

Si estás planteándote elegir un colchón para niños fabricado en látex porque tú tienes uno y estás contento con él, te diré que los expertos no lo recomiendan, ya que no son lo suficientemente firmes para el descanso de los niños.

Elegir bien la ropa de cama

Fuente: Ikea

Cuando vayas a elegir las sábanas y el resto de la ropa de cama para tus hijos, no te dejes llevar por el diseño. Es cierto que hay modelos realmente espectaculares que decorarán por sí solos la habitación de los niños. Sin embargo, siempre ha de primar la calidad, por encima de la estética.

Compra siempre juegos de sábanas 100% algodón, preferiblemente de buen algodón. Y elige también este tejido para las colchas, las fundas nórdicas y los edredones. No hace falta elegir lencería de cama demasiado abrigada, a no ser que vivas en una zona muy fría y que baje mucho la temperatura nocturna en el interior de tu casa. Si el niño tiene demasiado calor, no descansará a gusto.

Con estos trucos y recomendaciones podrás elegir el mejor colchón para niños y así regalarle a tu hijo un sueño reparador. ¡Un tesoro!