Decorar el dormitorio con flores

Hay un espacio en la casa que es tu santuario, el lugar donde descansas y te tienes que sentir muy, pero que muy a gusto. Hay algo que puede conseguir que te sientas en el mejor lugar del mundo y eso es la decoración de tu habitación.

La decoración del dormitorio conseguirá crear un ambiente tan mágico que no querrás salir. Nadie puede negar que una de las cosas más bonitas que hay son las flores, por eso es lo que nos gusta más poner en la habitación y en cualquier lado. Las flores a domicilio son la manera más fácil de conseguirlas y las puedes colocar en cualquier lugar o incluso regalar. Te contamos 4 ideas para que queden preciosas en el dormitorio.

Ramo de flores

La manera más clásica de decorar cualquier estancia es con un ramo de flores frescas, ya sea un ramo de peonías o de aquellas flores que más te guste. A pesar de lo que dicen las malas lenguas, tener flores frescas en el dormitorio no es nada perjudicial. Así que ya puedes aprovechar y poner un jarrón y unas preciosas flores para decorar tu dormitorio.

Cojín

Las flores se pueden poner de muchísimas maneras distintas. Una de ellas es en el estampado de los cojines. Si tienes la habitación decorada con tonos más neutros, darle el toque con unos cojines de flores hará que el color llegue al dormitorio. Las flores en cualquier parte dan alegría.

Papel pared

Si no quieres tener flores frescas en la habitación, pero quieres que resalten muchísimo. Una de las mejores formas de colocarlas es en la pared. ¿Cómo? Con papel estampado en flores. Puedes hacer una única pared o toda la habitación, eso te lo dejamos a ti. Pero el papel de flores queda realmente bonito y hará que no quieras salir nunca de allí. ¡Prometido!

Flores mini

Si te gustan las flores, pero no quieres recargar el lugar. Una forma de hacerlo es con detallitos mini. Como por ejemplo mini cactus o tus plantas favoritas en pequeñas. Quedan perfectas en cualquier estantería, en la mesita o en cualquier lugar. Deja volar tu imaginación con las flores y tendrás la habitación más bonita jamás vista.