Las bombas de agua, una solución para tu hogar

El agua es un recurso necesario para el ser humano. Por suerte, en este país contamos con una magnífica red de aguas que permite que podamos disfrutar de este bien imprescindible para la vida. Sin embargo, como no todo en la vida es perfecto, puede que en algún momento sufras en tu hogar algún problema relacionado con el agua, ya sea falta de presión, inundaciones u otro de cualquier tipo.

Dependiendo de cuál sea el problema que afecte a tu hogar será necesario aplicar una determinada solución, pero una bomba de agua puede ser una buena manera para solventar cualquier imprevisto o problema en tu casa.

Para qué puedo usar una bomba de agua

Existen diferentes tipos de bombas como la bomba sumergible, la bomba presurizadora, la bomba de riego, etcétera y cada una es más adecuada que las demás para realizar determinadas funciones. En cualquier caso, e indistintamente del tipo de bomba que sea necesaria, estas son las utilidades que se le dan a las bombas de agua, en general.

  • Riego: si tienes un jardín o un huerto puedes servirte de una bomba para hacer más fácil la labor. De esta manera podrás obtener agua de pozos, estanques y acequias para que tu jardín se conserve de maravilla y luzca verde todo el año.
  • Aumentar la presión del agua en casa: a veces, la presión del agua de casa es insuficiente y a la hora de ducharte o al abrir un grifo el agua sale con una fuerza insuficiente como para poder hacer vida normal. Gracias a la bomba de agua adecuada puedes conseguir que las tuberías de casa vuelvan a tener la presión que necesita tu hogar.
  • Usar agua pluvial en casa: aquellos que creen en la sostenibilidad y en las energías renovables se alegrarán de saber que es posible reutilizar y aprovechar el agua de la lluvia mediante una bomba de aguas pluviales.
  • Drenar agua: una de las utilidades más comunes de las bombas de agua es la de sacar agua de un lugar determinado; una opción más rápida, cómoda y eficaz que tener que sacar cubos de agua.
  • Llenar un espacio de agua: con una bomba de agua podrás llenar de agua el espacio que quieras, como una piscina, en muy poco tiempo, sin esfuerzo y sin pérdidas innecesarias de agua.
  • Recolección de aguas residuales: para evitar problemas de salud y drenar espacios que necesiten achique de agua.
  • Bomba de calefacción central: para que el circuito central de calefacción funcione correctamente y mantenga el calor en el hogar hace falta contar con una bomba de calefacción central que mueva el agua que el sistema requiere.
  • Circulación del agua de la piscina: las piscinas necesitan un mantenimiento constante para el que se precisa la maquinaria adecuada. Uno de los puntos más importantes es que el agua debe mantenerse limpia y en circulación, algo para lo que será de gran utilidad una bomba de agua, con la que también se podrá hacer, por ejemplo, un limpiafondos.

Las bombas de agua son ideales para el uso doméstico y son fáciles de conseguir, pero, además, también las hay de uso industrial, para la minería… lo que cambia es el tamaño y la potencia de cada una de las bombas.