7 errores que cometes en la decoración de estilo industrial

estilo industrial
Fuente: Pixabay

Hace un tiempo llegó y se estableció la decoración minimalista, o el estilo escandinavo. Sin embargo, poco a poco ha ido perdiendo fuerza conforme otro tipo de decoración enraba en las tendencias: el estilo industrial.

Hoy día, conviven varios estilos decorativos para tu hogar, pero uno de ellos tiene más fuerza, no solo en las casas, sino también en locales, negocios, etc. El estilo industrial está causando furor. El problema es que, a veces, nos equivocamos a la hora de utilizarlo.

Estilo industrial: los errores a la hora de decorar

Tener una casa con un estilo libre, bohemio, al estilo de Nueva York no es un lujo solo de unos pocos. Es una realidad que se puede hacer si sabes cómo combinar y utilizar bien los materiales que tienes a tu alcance.

El problema viene con que, a veces, bien por ahorrar unos euros, o por querer reutilizar de más, nos encontramos con que el estilo industrial no termina de funcionar. Y eso es por los errores que se cometen.

Así que, si no quieres que te pase a ti, ten en cuenta lo siguiente:

1. No uses materiales inadecuados

Y por inadecuados me refiero a que sean materiales que sean delicados, o que no resistan. Es decir, plásticos. Estos productos, con algún golpe, o simplemente por doblarlos, se pueden romper. Además, no son los materiales característicos del estilo industrial, como sí serían el metal, el hormigón o la madera.

Sí, son más caros que otros, pero también más duraderos y harán que el resultado sea mucho mejor.

2. No ocultes el estilo industrial

Cuando tienes una casa, te gusta que las paredes sean lisas, que no se vean las tuberías, que las lámparas no parezca que has hecho una instalación rudimentaria, etc. Pero, ¿en las fábricas se hacía así? Este tipo de decoración se basa en dejar que todo se vea, como si fuera parte de la esencia, o el esqueleto de la casa.

Eso implica que hay que dejar los ladrillos visibles, estructuras, tuberías, cables, etc. Eso sí, con estilo, no vale dejarlo todo visto sin ningún tipo de orden o de significado en sí mismo.

estilo industrial
Fuente: Pixabay

3. Comprar muebles nuevos está bien… pero no en el estilo industrial

Seguramente, cuando había que montar una fábrica, una nave industrial o algo similar, muchos no escogerían los muebles más nuevos. Si se podía reutilizar algo, lo hacían. Por ende, los muebles eran más rudimentarios, más viejos, más… Y eso eso mismo es lo que tú necesitas aquí.

Busca muebles que tengan ese estilo antiguo y de fábrica, y da igual que sean de segunda o tercera mano. Si están bien, o se pueden restaurar para que funcionen, apuesta por ellos porque vas a conseguir un mejor efecto que comprándolos nuevos (se notan a leguas).

4. Colocar tabiques

Vale, entiendo que quieras separar ambientes, que te guste establecer las habitaciones y los rincones en los que cada persona se sienta cómoda y pueda hacer lo que quiera sin que otro le diga nada. Y no pasa nada. Pero las zonas más «comunes» esas sí deben estar abiertas.

El estilo industrial se basa en eso mismo, en usar ambientes abiertos y con mucha luz, ya que simularemos una nave industrial, y en ellas no suele haber paredes que delimiten.

estilo industrial
Fuente: Pixabay

5. Darle color al estilo industrial

Los colores característicos de este estilo son el gris, el negro y el beige. Son tonos fríos y neutros, que no suelen admitir colores más cálidos o fuertes como el rojo, amarillo, naranja, etc. Así que, si estás pensando en conjuntar con una lámpara súper fashion en color rojo. O quieres unas estanterías en amarillo, ya puedes ir pensando en otra cosa porque aquí no pega ni con cola.

Y no sirve eso de combinar estilos para crear uno nuevo. Los resultados son horribles porque no es un tipo de decoración ni otra, es un engendro que no se va a entender (a pesar de que hay combinaciones de estilos).

6. Elegir cualquier mueble que tenga un estilo industrial

En el mercado puedes encontrarte con miles de muebles. Y es posible que te decantes por algunos por el diseño, la forma o simplemente porque te entran por los ojos. Pero, ¿realmente son muebles que se usarían en una fábrica? ¿Son muebles funcionales para ellas?

Si la respuesta es «no», y lo que prima es la decoración o el diseño frente a que sea algo útil de usar, ya lo puedes estar dejando. Es uno de los errores que se cometen. Y es que, cuando elijas muebles, tienes que centrarte en los que se pondrían en una fábrica si quieres seguir a rajatabla con el estilo.

7. Colocar cortinas

Cuando tienes una casa con grandes ventanales, y muchos metros, el estilo industrial es perfecto. Pero uno de los errores que se cometen es el de poner cortinas, estores y otro tipo de freno a la luz. ¿Acaso en las fábricas lo hacían? Pues no.

La luz debe entrar en la casa, y eso le dará más vida al hogar, además de hacer que se vea luminosa, e incluso más grande.

Como ves, errores hay muchos, pero todos ellos se pueden solucionar si los tienes en mente a la hora de pensar en la decoración de tu casa según el estilo industrial.