7 ideas para organizar bien tu ropa sin armario en el dormitorio

ropa
pixabay.com

Si tienes un dormitorio demasiado pequeño es posible que quieras prescindir de un armario, pero claro… ¡debes colocar tu ropa! Por eso, vamos a darte algunos consejos para que aprendas a cómo organizar bien tu ropa sin armario en el dormitorio.

Quizá tengas armario pero necesites más espacio para organizar tu ropa pero no quieres añadir otro armario a tu dormitorio, en este caso, también es aconsejable que sigas estos consejos porque te vendrán muy bien.

Algunas de estas soluciones de almacenamiento implican mantener la ropa al aire libre, por lo que querrá que se vea lo más ordenada posible. Y tener una cantidad mínima de ropa para mantener bien colgada o doblada puede ayudar.

1. Usa cómodas, barras y estantes

Una combinación de una cómoda pequeña, una barra para colgar y una estantería puede convertir una pared vacía en un armario organizado. Una cómoda permitirá que tengas la ropa escondida y bien guardada. En cuanto a las barras y los estantes, es fundamental que dediques todos los días un poco de tiempo para que esté siempre bien organizado.

ropa
pixabay.com

2. Esconder la ropa con una cortina

Si tienes una barra o varias para almacenar tu ropa, puedes hacer que no se vea instalando una cortina. Escoge una que sea bonita y que encaje con la decoración de tu dormitorio. Así esconderás el posible desorden, aunque es mejor que lo tengas bien ordenado para que sea más fácil encontrar las prendas que necesites.

3. Perchas de ropa

Esto significa tener un espacio con perchas para poder colgar tus camisas, blusas, chaquetas o cualquier prenda que puedas tener colgado. Puedes usar estanterías para colgar las perchas o cualquier otro elemento que te permita colgar las perchas de manera ordenada y nada caótico.

4. Cajas herméticas debajo de la cama

Hay quienes usan cestas de ropa con sus prendas dobladas y las guardan debajo de la cama. Pero si no quieres que la ropa que tienes encima coja polvo o que si tienes gatos, no te lo llenen de pelos cuando descubran esa “cómoda cama”, entones es mejor que inviertas en cajas de plástico cerradas herméticamente.

Lo ideal es que sean cajas herméticas de color transparente porque de esta manera, conseguirás poder ver la ropa que tienes dentro en un vistazo. No tendrás la ropa a la vista y además estará bien protegida de polvo o otros elementos que podrían deteriorar los tejidos.

ropa
pixabay.com

Además de la ropa, también puedes guardar otros accesorios de ropa, como zapatos, bufandas o lo que consideres. Lo que importa es que esas cajas tengan el tamaño suficiente para que quepan debajo de la cama.

También es importante que cuenten con ruedas para que te sea mucho más fácil el poder meterlas y sacarlas de debajo de la cama con sencillez. Será cómodo, práctico y tendrás la ropa accesible y fuera de la vista.

5.Detrás de la puerta

Detrás de la puerta también puede ser un lugar maravilloso para poder almacenar tu ropa y que no se vea demasiado. Puedes comprar organizadores de plástico para colgar detrás de la puerta y guardar en ellos tus zapatos, accesorios, bufandas…

Si quieres guardar tu ropa y que no se arrugue, tendrán que ser prendas pequeñas y dobladas como si fuesen un rulo pequeño. Así lo tendrás a mano y sin arrugas que te hagan tener que perder tu tiempo planchando.

6. Detrás de la cama

Detrás de la cama también puede ser un buen lugar para guardar tu ropa. Solo tendrás que tenerlo ordenado y sobre todo, apartar la cama un poco de la pared. Será como tu cabecero pero práctico y con tu ropa.

Puedes instalar una barra detrás de la cama, a una altura adecuada, donde puedas poner tus perchas o incluso puedes poner estantes para doblar y colocar tu ropa correctamente. Puedes dejar un espacio entre la cama y la ropa para que te sirva como vestidor. Así podrás caminar y coger la ropa sin problemas ni tropiezos.

ropa sin armario
pixabay.com

7. Paredes blancas

Las paredes blancas tienen más importancia de lo que te imaginas. Las paredes blancas podrán dar orden visual a la estancia. La ropa tiene colores y esto deberás tenerlo en cuenta cuando vayas a poner tu ropa a la vista junto con la decoración.

Las paredes de color blanco te ayudaran a que visualmente, se reduzca el desorden y encuentres la calma mental siempre que necesites estar tranquilo/a en tu dormitorio. Además que le dará un toque muy elegante.

Estas son solo algunas ideas que te pueden venir muy bien. Por supuesto, piensa en cómo podrías añadir estas soluciones a tu espacio, o incluso puedes impulsar tu creatividad e imaginación y buscar soluciones nuevas.

Lo que importa en cualquier caso, es que la solución que adoptes, sea lo suficientemente adecuada como para que tu dormitorio no sea un caos. El orden es fundamental tanto para que tengas un espacio práctico como tranquilo.