6 colores para tener paredes oscuras en un dormitorio

paredes oscuras

Las paredes blancas, en color pastel o neutras son las más habituales pero también hay quienes apuestan por el color oscuro en la decoración de sus paredes. Quizá a ti no te llame este tipo de decoración porque creas que la estancia se convertirá en una cueva… Pero no tiene que ser así en absoluto si lo sabes hacer bien.

Aunque tengas tus paredes oscuras aún puedes conseguir que sea una estancia elegante y con estilo. El secreto es equilibrar el fuerte color de la pared con el resto de la decoración de la habitación.

Una cosa que notarás en casi todas las habitaciones con paredes oscuras, es un techo blanco. Esto evita un ambiente cerrado, similar a una cueva y ayuda a mantener una sensación de aire fresco en toda la habitación. También puedes crear el mismo efecto con suelos de colores claros.

paredes oscuras

1. Chocolate café

Aunque parezca contradictorio, las paredes oscuras, si se hacen correctamente, pueden hacer que una habitación pequeña parezca más grande. Esto se debe a que los colores oscuros retroceden visualmente, engañando a los ojos para que vean las paredes más lejos de lo que realmente están. Con techos y accesorios en blanco, podrás mantener la paleta limitada a solo dos colores creando una sensación de simplicidad aireada.

2. Morado oscuro

Si le gusta un poco de drama y un toque de estilo contemporáneo en tu decoración, las paredes oscuras en un color inesperado son el telón de fondo perfecto. Imagina cómo las líneas limpias de una cama con dosel de metal blanco chocan contra la pintura púrpura, mientras que los patrones en la obra de arte y las fundas añaden el contraste suficiente para mantener las cosas en equilibrio. Usar mucho blanco en una habitación de paredes oscuras ayuda a prevenir la claustrofobia, mientras que los toques de brillo hacen rebotar la luz en el espacio para una sensación de aire fresco.

3. Negro

¿Crees que el color más oscuro de todos es solo para vampiros? No cuando usas bien el negro en una estancia. No es necesario dejar que un color de pared oscuro encasille tu estilo de decoración. Si bien la decoración con glamour a menudo tiene una paleta cremosa y soñadora de tonos neutros o pasteles claros, las paredes negras lo llevan a un nivel completamente nuevo. Y ciertamente no hay nada deprimente o sombrío en una habitación llena de fabulosas texturas, detalles metálicos, luces ornamentales y toques caprichosos.

paredes oscuras

4. Rojo oscuro

Si bien las paredes de color rojo brillante suelen ser demasiado estimulantes para el dormitorio, los tonos rojos apagados, como el burdeos o el vino son igualmente dramáticos pero elegantes. Puedes aumentar el factor de emoción con unos toques de colores brillantes para jugar en las paredes fuertes, pero mantenlo bajo control limitando esos acentos a algunas piezas de arte o ropa de cama.

5. Gris oscuro

Si bien es cierto que las paredes de color gris oscuro se encuentran con frecuencia en temas de decoración minimalistas u otros temas contemporáneos, si usas bien el gris y su tonalidad en tu estancia quedará estupendamente. El gris aporta elegancia y combinarlo con colores claros como el blanco o algunas tonalidades pastel, permitirá que la estancia tenga personalidad propia. Sólo pon un poco de tu parte en la decoración y te darás cuenta que el color gris es ideal para tu decoración

6. Verde oscuro

¿Quieres añadir un poco de vida a tu dormitorio pero tampoco quieres que destaque demasiado como para que abrume al entrar? El color verde oscuro es tu opción. Esta habitación tiene mucho encanto campestre. Si quieres obtener el máximo partido de decoración, es difícil superar el impacto de una nueva capa de color oscuro. Combínalo con la ropa de cama o una obra de arte, y no te puedes equivocar… eso sí, escoge colores claros para una buena combinación.

paredes oscuras

No olvides…

Recuerda que para que la decoración con paredes oscuras sea exitosa es importante que, sobre todo, los combines correctamente. Si te decantas solo por colores oscuros tanto en paredes, como decoración y accesorios, aunque tengas el techo o el suelo blanco o con colores claros, el efecto decorativo puede ser bastante agobiante una vez que estés dentro.

Por eso, el equilibro en los colores es fundamental. Ya que tienes gran parte de la estancia en tonalidades oscuras opta por escoger tonalidades claras tanto para el suelo, techo, como textiles y accesorios. Escoge tonalidades que combinen bien con la tonalidad oscura que hayas escogido para la decoración de tus paredes.

Con esos consejos, podrás darte cuenta de que decorar con colores oscuros las paredes de tu dormitorio no es mala idea, siempre y cuando lo hagas con conocimiento y optes por los colores correctos en todo momento. ¡Tendrás una estancia maravillosa donde disfrutar al máximo de tu intimidad con un ambiente de lo más elegante y acogedor!

Ir arriba