Cómo cuidar tu jardín en verano: ideas y consejos

El verano es la estación perfecta para disfrutar del aire libre, del sol, de los espacios exteriores, de la terraza, y del buen tiempo. Por eso en esta época cuidar el jardín se convierte en una tarea imprescindible si lo que quieres es sacarle el máximo rendimiento posible. Aquí tienes una guía de los trabajos de mantenimiento que tienes que hacer en tu jardín si quieres que esté perfecto.

cuidar tu jardín
Fuente: Leroy Merlin

Puede que hayan llegado los meses estivales trayendo consigo las esperadas vacaciones, pero eso no quiere decir que puedas descansar en lo que a cuidar tu jardín se refiere. Debes continuar vigilando el estado y crecimiento de tus plantas y árboles, para que estén sanas y perfectas en estos días de calor. De lo contrario, el aspecto y la salud de tu jardín puede irse al traste en muy poco tiempo.

 

cuidar tu jardín
Fuente: Fronda

Para que eso no suceda, has de seguir manteniéndolo cada día. Hoy vamos a hablarte de los trabajos que tienes que hacer en verano para cuidar tu jardín, desde regar de la forma adecuada hasta proteger todas las plantas de las plagas y enfermedades propias de la estación. Toma nota, aplícate y conseguirás que tu jardín esté sano y precioso, listo para acoger los juegos y actividades al aire libre de los tuyos.

Regar en verano, claves para cuidar tu jardín

cuidar tu jardín
Fuente: Verdecora

Ahora que las temperaturas son cada día más altas, regar el jardín es un trabajo fundamental, si no quieres que se seque. No permitas que tus plantas pasen sed y dales el agua que necesitan en esta época, para que sean capaces de soportar el calor.

Tendrás que proporcionar a tu jardín el agua que necesita todos los días, procurando hacerlo a primera hora de la mañana o a última de la tarde. De esta forma, regando cuando el sol está bajo el agua no se evapora tan rápidamente y conseguimos que penetre de forma más efectiva en el terreno. Si riegas cuando hace mucho sol y calor, el agua se evaporará en muy poco tiempo y se malgastará sin abastecer a las plantas.

Una buena idea es instalar un sistema de riego automático que puedas programar, de forma que el riego esté controlado y no tengas que preocuparte de nada. En verano, cuando el calor es más intenso, puedes aumentar los minutos o la frecuencia de riego.

Prevenir las plagas y enfermedades

Fuente: Verdecora

En esta época las plantas de tu jardín son más vulnerables a las plagas, por lo que tendrás que estar atento para que no les ataquen. Y, si lo hacen, tendrás que solucionar el problema lo antes posible para que las plantas afectadas no contagien a las sanas.

Por eso vigila tu jardín buscando cualquier indicio en plantas y arbustos de que están enfermos y aplícales el tratamiento correspondiente. Utiliza algún pesticida adecuado para combatir las plagas.

El momento de abonar

Fuente: Fronda

Abonar el jardín es una tarea fundamental para que estén esplendorosas y crezcan más y mejor. Es necesario hacerlo durante la primavera y el verano, ya que en estas dos estaciones las plantas atraviesan un periodo de máxima actividad.

Los fertilizantes o abonos suelen contener Nitrógeno (N), Fósforo (P) y Potasio (K), y también diversas sales minerales. Hay un sinfín de productos específicos para abonar tu jardín, desde los orgánicos, de origen animal o vegetal, hasta los inorgánicos, de origen mineral.

Cómo cuidar el césped en verano

Fuente: Fronda

A la hora de cuidar el jardín, el mantenimiento del césped merece una atención especial. De hecho, tener una pradera fresca, suave y mullida es uno de los objetivos que solemos marcarnos. En verano se disfruta muchísimo del césped, aunque también se castiga más. El calor y las continuas pisadas afectan a su estado por lo que debes extremar los mimos y atenciones que le deparas.

Pero, ¿qué debemos tener en cuenta a la hora de mantener el césped durante los meses más calurosos del año? Aquí tienes algunas recomendaciones que te ayudarán.
Para empezar, no lo riegues en exceso. Si lo haces puedes aumentar el riesgo del césped a ser atacado por plagas, hongos y otras enfermedades. Para programar el riego de la manera correcta, lo mejor es que te fijes en el tipo de césped que has plantado y que te dejes asesorar por expertos en jardinería.

Fuente: Leroy Merlin

Tampoco debes cortar demasiado el césped. Como norma general, la hierba de tu pradera ha de tener unos 5 cm de longitud en todo el espacio (hay que procurar que la longitud sea regular en la pradera). Ten en cuenta que si lo cortas demasiado la raíz queda desprotegida y el sol intenso puede dañarla.

Estas son las tareas que has de programar en tu agenda de jardinero si quieres cuidar tu jardín de la mejor manera posible durante el verano. Conseguirás que esté sano y perfecto para disfrutarlo al máximo.